28 abril 2016

OMG! Bottomvision 2016: 10 apuestas que podrían hacerte millonario

¡Vuelve OMG! Como el del anuncio del turrón, regresamos a casa por Navidad en plena vorágine eurodramática. Durante las próximas líneas nos ponemos intensos para echar un vistazo al apasionante cuadro de apuestas de Eurovision 2016. Y lo haremos de una forma especial: ¡del revés! ¡Quédate con nosotros y conoce las candidatas a (no) ganar esta edición!

Ay, la crisis. La maldita crisis te tiene ahogado. Te estás muriendo por visitar Moscú París la ciudad que acoja el próximo Festival de Eurovision, por lejos que te quede. Pero claro, con tus 'ahorrillos' de este último año no te va a llegar ni para comprar una mísera bolsa de palomitas de microondas con las que amenizarte la tarde mientras ves la primera semifinal. No cabe duda de que existen bastantes métodos por los que conseguir dinero fácil, y en este artículo te vamos a presentar uno muy poco fiable, pero indudablemente muy divertido: ¡invierte todo lo que tengas apostando cuál será la canción ganadora del Festival de este año!

Claro, que tampoco te vas a hacer de oro apostando por las típicas, las de arriba de la lista. ¡Quien no arriesga, no gana! Prepara tu tarjeta de crédito y lee atentamente este artículo. Elige luego tu favorita de entre todas ellas, prepara todas las estampitas de San Pancracio que tengas a mano y cruza los dedos. Con un poco de suerte, quizás el próximo 15 de mayo puedas comprarte un yate (o dos) por cortesía de OMG!... ¡Hagan juego!

10.  Bosnia y Herzegovina


Comenzamos este repaso con la agrupación que supone el regreso de Bosnia y Herzegovina a la competición. Parece que no tienen especialmente claro que puedan financiarse futuras participaciones en el concurso, y por si acaso la televisión del país ha reunido a los pocos cantantes de éxito en el país que todavía no habían estado en el Festival (y a algún repetidor que ha cambiado tanto que parece que no le conocemos de nada). Se trata de Deen & Dalal ft. Ana Rucner & Jala.

Se dice, se comenta, se rumorea que los miembros del grupo ha acabado a palos con el compositor de Ljubav je, su propuesta para Estocolmo. Que no os extrañe: los apostantes consideran que esta tonadilla podría dejar a Bosnia eliminada en semifinales por primera vez en su historia. Actualmente se pagan 126 euros por cada euro apostado si se produce su clasificación, ocupando el 13º puesto en el ránking de la primera semifinal; la cifra asciende hasta 569 si la canción bosnia consigue finalmente la victoria. Unos números nada alentadores, pero... ¿quién dice que si los europeos se rindieron en masa ante el violín de Alexander Rybak, no pueden hacer lo mismo ante el violonchelo García Cortés de Ana Rucner?


9.  Georgia

 

Después de haber obtenido un magníifico puesto en la pasada edición del concurso, parece que a Georgia se le acaban los recursos para hacer un buen papel en el Festival. Es el único argumento que podría explicar la participación de Nika Kocharov & Young Georgian Lolitaz en Estocolmo.

Si de repente sonase la flauta y Midnight Gold fuese la canción ganadora de la presente edición del Festival, podrías multiplicar tus ganancias por 788. Que así como número es un poco feo, pero si le añades un par de ceros detrás (siempre se los puedes pedir a Remedios Amaya o a los austriacos de 2015, que te los cederán encantados) se queda una cifra bien mona que podría pasar a engrosar tu cuenta corriente. Suena bien, ¿no? De hecho suena bastante mejor que la propuesta georgiana, pero de lejos.

 Los componentes de The Beatles lamentaron la ausencia de pasos de peatones en su visita a Tbilisi, Georgia.


8.  Albania

 

Otra opción pasa por jugarte unas monedillas apostando por la victoria de Albania, que ocupa la 35ª posición en el ránking de Oddschecker. Si Eneda Tarifa Plana consigue llevarse el gato al agua (y el trofeo a Tirana, esa capital con nombre de vecina cojonera), te embolsarás entre 100 y 949 euros por cada euro apostado, dependiendo de la casa de apuestas elegida. Claro que esto suena un poco a cuento de hadas. O sea, a una completa Fairytale. ¿Lo pilláis? Jé.

Es entendible que te asuste confiar en un tema que ha necesitado pasar por el taller y recibir cincuenta sombras de Grey capas de chapa y pintura (y que, aún con todo, ha acabado sonando peor de lo que era). Pero oye, que esta señora canta estupendamente bien y al igual nos da la sorpresa. ¡Vaya usted a saber!



7. Antigua República Yugoslava de Macedonia

 

En el puesto 36º del ránking de Oddschecker encontramos, incomprensiblemente, a la Antigua República Yugoslava de Macedonia... y eso que el simple nombre de Kaliopi parece una garantía más que suficiente de final para la nación balcánica. Aún con ello, esta oda presuntamente dedicada a la bollería industrial no es del gusto de los expertos en apuestas. 

Esta podría ser una buena jugada: apuesta a que la FYROM (por economizar, que el nombre entero del país se las trae) va a clasificarse desde la segunda semifinal y llévate calentitos hasta 100 euros por cada euro que te juegues. Y de paso, enséñales a los apostantes que tienen muy mal gusto por querer dejarse a esta artistaza fuera de la noche del sábado.

 Donut donut donut donut donut donut, glad I meeeet...

6. Grecia

 

Es evidente que la letra de Utopian Land evoca un lugar bonito, fantasioso y especial al que, con toda probabilidad, no van a llegar los componentes de la banda Argo: la gran final de Eurovision 2016. Con esto de la crisis, los griegos se lo curran menos y cada vez obtienen resultados más pobres en el Festival, por lo que una eliminación en semifinales (la primera de la historia de la nación helena Paparizou) sólo vendría a confirmar que los griegos lo tienen crudo para volver al camino de éxitos que cosecharon en la primera década de este siglo

En el utópico caso de que Grecia alcanzase la final, quienes apuesten por esta posibilidad verían sus montos multiplicados por 125. Teniendo en cuenta que compiten en la primera mitad de una semifinal más dura que los abdominales de Sakis Rouvas en 2004, los representantes de la recompuesta ERT van a tener que pedir un milagro a la azerí Samra para conseguir un billete directo a la gala del sábado.

5. Moldavia

 

¿Quieres multiplicar por 151 tu sueldo de este mes? En ese caso, juégatelo todo a la posibilidad de que Moldavia se clasifique para la final. El tema de Lidia Isac es el penúltimo en el ránking de candidatos a pasar a la gala del sábado, mientras que en la clasificación general se tiene que conformar con una triste 38ª plaza.

Pero no subestimes el poder adquisitivo de convicción de la moldava. Hace unas semanas, Lidia reconoció abiertamente haberse hecho un Azerbaiyán, comprando varias tarjetas SIM desde las que votar por su victoria en O Melodie Pentru Europa, la ronda previa en la que TRM elige a su representante en Eurovision. ¿Quién sabe si, de repente, su Falling Stars recibe una cantidad ingente de votos de sus amigos repartidos por Europa los televidentes y consigue llevarse el Festival a Chisinau en 2017?


4. Montenegro

 

Otro país balcánico en este repaso al bottom 10 de las casas de apuestas. En este caso es el turno de Highway, la banda que representa a Montenegro, y que ocupa la 39ª posición en la clasificación de Oddschecker. Curioso es el caso de este país, que se ha colado en las dos últimas finales con propuestas de un corte similar y que cambia radicalmente de estilo. Quizás es que en la RTGC son unos auténticos visionarios y saben desde ya que The Real Thing va a alzarse con el triunfo en el Ericsson Globe, ¡y nosotros criticándoles por no seguir con la racha de voces maduras y baladas balcánicas que les ha dado sus mejores posiciones en la historia del Festival! 

Por si acaso este giro de 180º de la delegación de la nación ex-yugoslava resulta ser todo un acierto, no te quedes con las ganas de apostar unas monedillas a la victoria de Highway: podrías multiplicar cada una de ellas por 949. Eso, y decir a boca llena que sabías que iban a ganar desde que les escuchaste. Es lo que todos los eurofans hacemos. Siempre. Todos los años. Aunque ganen Ell & Nikki

 

3. San Marino

 

Si la señora del pelo azul que viene del futuro para anunciar lejía se hubiese aparecido en tu casa el año pasado para decirte que un señor turco y calvo con voz de haber fumado quince cajetillas de tabaco diarias desde 1937 representaría a una micronación enclavada en Italia con un tema con olor a rancio y sonido disco, lo más probable es que te hubieses encadenado a Valentina Monetta hasta que ésta aceptase representar a San Marino en Eurovision eternamente. Quizás los sanmarineses lo tendrían ahora más fácil para colarse en una final a la que sólo accedieron una vez en sus 6 últimas participaciones.

Sin embargo, toca apechugar y hablar de Serhat, la elección del país para Estocolmo. No sabemos si alguien tiene planes de abrir un club OGAE en San Marino, pero está claro que sus dos miembros estarían hoy por hoy indignados al ver que la serenísima república permanece en la 40ª posición en las casas de apuestas. Si te arriesgas a hacer una inversión por I Didn't Know como finalista y acaba consiguiendo clasificarse, podrás ganar entre 94 y 150 euros por cada euro apostado. ¡Un auténtico chollo!


2. Eslovenia

 

Oooootra nación exyugoslava en la lista. Esta vez, Eslovenia. Mira que la cenicienta balcánica pone muchas ganas en cada una de sus actuaciones, pero la suerte no suele estar de su parte. Este año estarán abanderados por la doble oficial de Taylor Swift en Europa Manu Ella, que interpretará en Estocolmo el tema 'Blue & Red'. La letra de esta tonadilla country nos deja pasajes como este:

¿Cómo puedo mezclar
rojo y azul?

La respuesta es muy sencilla, estimada Manu Ella. ¿La respuesta podría ser violeta, quizás?

El caso es que esta oda al daltonismo y a los bonitos días de tormenta no parece tener demasiadas opciones de hacer un buen papel en esta edición tan reñida. Ganarías entre 33 y 100 veces lo que apuestes por la clasificación de Eslovenia, si finalmente sucediese; mientras que tu apuesta se multiplicaría por 949 si además consigue hacerse con el trofeo. Podrías forrar tu cartera de billetes... azules y rojos.


1. Suiza

 

¡Y llegamos al chollo de los chollos! ¡El ofertón del siglo! Las tendencias en las casas de apuestas lo tienen claro: la propuesta de Suiza tiene todas las papeletas para ser, una vez más, el farolillo rojo de su semifinal. Si eres de aquellos solterones que confían en el dicho de 'desgraciado en el amor, afortunado en el juego', podrías jugarte todos tus ahorros por Rykka y esperar a que la sabiduría popular haga su magia para multiplicar por hasta 150 cada uno de los euros que apuestes.

Pero ojo, porque si 'The Last Of Our Kind' consigue obrar el milagro y llevarse el trofeo al mismo país que vio nacer a Piero & The MusicStars, Melanie René o Michael von der Heide... cada euro que apuestes a esta remota posibilidad se multiplique por 949. Y atención a esto, porque la propia Rykka nos contaba que ganar Eurovision es una responsabilidad que está dispuesta a asumir. ¡Yo que tú no me lo pensaba mucho y probaba suerte! Por si las moscas.

Preparativos de la fiesta que se va a liar en Suiza si Rykka consigue llegar a la final.

 

BONUS TRACK: Rumanía

 

Si todo esto te parece poco arriesgado y tu objetivo real es rizar el rizo, puedes tirarte el pisto y lanzar todo tu dinero a la cara de los expertos en apuestas creyendo que a Ovidiu Anton todavía le queda alguna oportunidad de llevarse el gato al agua. 

Lo curioso es que, pese a que la noticina de su eliminación salió a la luz el pasado 22 de abril, todavía hay casas de apuestas que incluyen a Rumanía entre los participantes de la segunda semifinal. Si quieres probar suerte, en Betfair todavía se pagan 66/1 si el malogrado ex-representante de la televisión nacional TVR consigue clasificarse para la gran final. ¡Si aquí el intentarlo es lo más importante!



¡Y hasta aquí nuestro repaso al bottom 10 de las apuestas! Un par de últimos consejos antes de que te vuelvas loco apostando por tus (no) favoritas: recuerda que si pierdes el dinero que te has jugado, al menos sigues vivo y eso ya es motivo de celebración. Y si ganas... no te olvides de que vamos a medias. Que sin mis tips a ver qué hacías, majo. ¡Eurobesis de fresi!

Chris Martín,
apostador amateur y peluquero de Serhat y el cantante de Voltaj.

No hay comentarios:

Publicar un comentario