14 mayo 2014

La participación de Rusia y Turquía en el aire

La victoria de Conchita Wurst ha movido los cimientos de varios países en el este de Europa. En Rusia se plantean crear "La Voz de Eurasia" para hacer frente al Festival de Eurovision, mientras que en Turquía niegan volver jamás al Festival de Eurovision.


A pesar de recibir votos de prácticamente todos los países, parece que nunca llueve a gusto de todos. Desde las quejas por su estética o porque ha ganado la imagen sobre la calidad musical, llegan también quejas de atentar contra los valores tradicionales de familia etc. Las críticas al triunfo de Conchita se han escuchado en todas partes, igual que los halagos, no obstante está en los primeros puestos en las listas de iTunes de prácticamente toda Europa, pero sobre todo han tenido repercusión en Rusia y Turquía, donde el Festival parece cada vez más alejado de sus líderes.

EN RUSIA SE PLANTEA CREAR SU PROPIO FESTIVAL DE MÚSICA.

Poco nos podíamos imaginar que días después del triunfo de Conchita Wurst al Festival de Eurovision le saldría competencia en otro país. Un parlamentario de la Duma ha propuesto que su país, Rusia, deje el certamen musical europeo y pase a crear el suyo propio, que potencie los valores familiares y no quiebre las leyes del país contra la "propaganda" homosexual. Valeri Rashkin, el político en cuestión, ha recibido el apoyo de sectores importantes de la vida pública en Rusia, sobre todo de aquellos conservadores.

La propuesta del nuevo evento musical parece que tendría apoyo de varios países vecinos, que preferirían no competir en un evento que permite la participación de gente como Conchita Wurst, que atentan contra sus férreos valores familiares.

Contrario a estas propuestas se muestra Philipp Kirkorov, representante ruso de 1995 y compositor del tema que ha representado a Rusia en este pasado Festival de Eurovision. Kirkorov, contrario a las leyes promulgadas en los últimos meses en su país, ha invitado a la reflexión y a que se observe si se está actuando adecuadamente en materia de derechos humanos y en el tratamiento a otras nacionalidades.

TURQUÍA DISPUESTA A NO VOLVER MÁS AL FESTIVAL DE EUROVISION

Más radical se muestra Turquía, que hace excasos meses era muy favorable a volver a Eurovision. Ahora ha sido Volcan Bozir, miembro de la comisión de asuntos exteriores del palamento turco, quién ha dejado caer que su país "no volverá jamás a Eurovision". Esta declaración no proviene de la TRT, por lo que no podemos darla por definitiva, pero sí puede considerarse un precedente para que por 3º año consecutivo no esté Turquía entre los participantes en el Festival.

ISRAEL A UN PASO DE LA RETIRADA POR EL CIERRE DE LA IBA

Completamente opuesta es la situación en Israel. El gobierno del país planea cerrar su televisión, la IBA, el próximo mes de marzo y sustituirla por una cadena más austera, tal y como hizo el gobierno griego hace un año. El posible cierre del canal y sus malos resultados en los últimos Festivales podrían empujar al país hebreo a considerar una posible retirada del Festival de Eurovision por un tiempo. En caso de producirse esta retirada sería la primera ausencia de Israel desde 1997, último año en el que faltó a la cita eurovisiva.

Fuente: Olevision

No hay comentarios:

Publicar un comentario